¡Lo que cuesta un hijo!

¡Lo que cuesta un hijo!

¡Con lo que cuesta sacar adelante a un hijo!

Con esta frase se refiere Almudena, mujer de un motero fallecido, a mi hija. ¡Cuánta razón tiene! Desde  que lo escribió, cada día esas palabras se repiten una y otra vez en mi cabeza.

El sólo hecho de tener un hijo conlleva un desgaste físico en la madre que lo trae al mundo, pero con ello no se acaba, porque cada día hay que hacer un esfuerzo para terminar de hacer a esa personita.

Y no me refiero sólo al esfuerzo físico, está también el esfuerzo psicológico, económico, etc. Pero todos estos esfuerzos casi no son tenidos en cuenta por los padres, porque esos hijos tan queridos y deseados es nuestra propia vida y no paramos a hacer recuento, balance, del gasto realizado para sacarlos adelante.

Sólo cuando ese esfuerzo se pierde, por que la vida de nuestro hijo nos es arrebatada, es cuando nos damos cuenta del esfuerzo realizado. Quizás porque nuestra obra, nuestro esfuerzo, nuestras ilusiones, nuestro proyecto de futuro se derrumba como un castillo de naipes y el dolor nos embarga, ocupando cada rincón de nuestro ser.

Y así, día a día, existe la pérdida de un hijo, por miles de causas, por ningún motivo, por las acciones de otros, las omisiones de tantos, por culpa de todos.

Hoy me gustaría recordar aquí, a otro hijos que no han muerto en las carreteras. Hoy me gustaría recordar a esos hijos que mueren demasiado pronto dejando a sus padres, después del máximo esfuerzo, con la sensación de no haber tenido la oportunidad de casi sacarlos adelante.

Tengo amigos y compañeros entre ellos:  Rosa, Amparo, Yolanda, Cristina,… (perdonadme los padres que en este momento nombre sólo a las madres). También tengo personas desconocidas que llegaron hasta aquí, como Carlos, que también perdiero a sus hijos, y comparten su dolor con otros padres en la misma situación,  a través de páginas como “Renacer” o “Vivir la pérdida“.

Hoy quiero tener también un recuerdo para ese niño de 3 años que murió en una piscina de Madrid,hace tan sólo unos días.

Para todos ellos, ¡Con lo que cuesta sacarlos adelantes!, mi recuerdo.

Flor, madre de Helena.

Publicado sábado, 24 de noviembre de 2007 7:24 por FZ_madredHelena
Share this:
Share this page via Email Share this page via Stumble Upon Share this page via Digg this Share this page via Facebook Share this page via Twitter

Acerca de Flor Zapata

Desde Abril de 2005, soy Flor Zapata, madre de Helena. Ese es mi pie de firma desde que escribo para concienciar sobre los peligros de una conducción no responsable.
Esta entrada fue publicada en Reflexiones, Sentimientos y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>