Carta para Ángeles Madero

Querida amiga, aunque no nos conocemos te llamo así porque hace mucho tiempo que me encuentro cercana a ti.
Las desgracias unen y la nuestra es parecida
Hace mucho tiempo que quiero escribirte, pero, ¡Qué decirte!, ¿Cómo ayudarte si no me puedo ayudar a mi misma?
Tú has perdido lo que más querías y yo también. Son distintos amores y el mismo dolor.
Tu lucha ha sido un referente para los que hemos ido por detrás. Primero sentimos la misma rabia y la misma impotencia que tú. Ahora ….
Por mi cabeza han pasado muchas veces malas imágenes, malos pensamientos. Después he pensado que tenía que seguir viviendo para luchar como tú. Mi visión de futuro es muy corta, de hoy para mañana, hasta esa mañana que se aplique justicia, después ya no será necesario más, ya no hará falta más futuro, para qué si mi futuro está enterrado debajo de un verde césped.
Por eso te escribo, porque sé el dolor que se siente y porque probablemente hayas vivido pensando en que llegase este día, porque quizás eso es lo que te hacia vivir y sobrevivir.
Pero tu futuro no puede acabar aquí.¡ Tú eres joven, mujer!. ¡Tú sí puedes tener todavía mucho futuro!. Yo era madre y ya no lo puedo ser.
Intenta encontrar un futuro, tu futuro.
Un beso muy fuerte.
Flor, madre de Helena.

Publicado domingo, 24 de septiembre de 2006 8:41 por FZ_madredHelenaEditar
Share this:
Share this page via Email Share this page via Stumble Upon Share this page via Digg this Share this page via Facebook Share this page via Twitter

Acerca de Flor Zapata

Desde Abril de 2005, soy Flor Zapata, madre de Helena. Ese es mi pie de firma desde que escribo para concienciar sobre los peligros de una conducción no responsable.
Esta entrada fue publicada en Correo sin entregar, Sentimientos y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *